¿Pagará un siniestro una compañía si no tienes licencia en tu negocio?

pagara un siniestro una compañía si no tienes licencia en tu negocio

Cuando se produzca un siniestro en nuestro negocio, esperaremos cobrar la indemnización pertinente por parte de la aseguradora, entendiendo siniestro como un incendio o una inundación grave.

Si bien es cierto, que únicamente esta indemnización no resolverá el problema económico ante el que nos encontraremos tras dicha situación, pues un siniestro como los descritos, podría suponer la paralización del negocio durante un periodo prolongado. Esto dependerá de la póliza contratada, que dependerá su precio de la cobertura ofrecida.

¿Pero qué ocurriría si nuestro negocio no contara con licencia y se produjera un siniestro?

A lo largo del post abordaremos esta cuestión.

¿Es obligatorio tener licencia de actividad para cobrar del seguro?

Es imprescindible saber que la licencia urbanística para poder desarrollar un negocio es indispensable. Para poder abrirlo, necesitamos una licencia que deberá ser concedida por el Ayuntamiento de la ciudad en la que queramos implantarlo.

Si necesitas información sobre licencias urbanísticas, leer la siguiente página:  https://www.aeclu.com/ecu-madrid/procedimientos/licencia-urbanistica/

Si no se contara con licencia, de hecho, supondría una serie de sanciones tales como económicas y la posible clausura del negocio, dependiendo de la gravedad que se estime.

Suele ser obligatorio contratar un seguro de Responsabilidad Civil, que cubriría el posible siniestro, para que la Administración pueda concedernos la licencia en cuestión; aunque lo más común es que nos exijan previamente tener la licencia en mano a la hora de la firma del contrato con las aseguradoras, lo que no quita, en ningún caso, la obligatoriedad de contar con una licencia para la apertura del negocio en cuestión.

Posibles sanciones

A pesar de ello, existen numerosos casos en los cuales se contrata el seguro sin tener aún la licencia concedida por la Administración, lo cual podría suponer una serie de sanciones tales como:

 Sanción administrativa:

Podría consistir en una multa o inclusive el cierre del local.

Sanción penal:

Se daría en los casos en los que afecte a terceros, pudiendo llegar a la vía penal.

En definitiva, es obligatorio contar con licencia para poder recibir la indemnización por parte de la aseguradora que cubra los gastos en los que se puedan incurrir en el caso de producirse un siniestro; pues si no se cuenta con licencia, el negocio en cuestión, tal y como se ha dejado claro anteriormente, no podría abrirse y, por tanto, desarrollarse.

El incumplimiento de la ley supondría tener que hacer frente a una serie de posibles sanciones, además de no cobrar lo que correspondería de la aseguradora por el siniestro en cuestión.

Las fugas de agua en los seguros

Seguros para las fugas de agua

Las fugas de agua en un recinto que esté bajo tu titularidad no resultan un problema menor, puesto que son el origen de grandes desperfectos, con los costes materiales y personales que pueden conllevar.

Ventajas de tener seguro multirriesgo

Por consiguiente, contar con un seguro multirriesgo es interesante para que tengas cubiertos los gastos económicos que puedan ocasionar los problemas con el agua en tu vivienda.

El seguro multirriesgo es una alternativa para estas fugas

En primer lugar, te recomendamos este tipo de seguro, pues cubre una cantidad de imprevistos superior a los más estandarizados. Además, siempre que incrementes el pago de la prima de este producto, puedes incluir en la póliza tantas coberturas relacionadas con las filtraciones de agua como desees.

De hecho, si te lo puedes permitir y conoces los riesgos que entrañan las canalizaciones de tu hogar, te aconsejamos que seas lo más exhaustivo posible a la hora de preverlos en las cláusulas del contrato del seguro que elijas.

Por otro lado, has de tener en cuenta que en un seguro de hogar tienes contratada la responsabilidad civil, con lo que vas a estar cubierto respecto a los daños que las fugas puedan causar a terceros.

Si, además, has optado por asegurar no solo el continente, sino también el contenido, vas a tener una contribución para subsanar los inconvenientes que el agua haya podido generar en los objetos que guardas en tu domicilio.

Por último, en seguros como el de comunidad o comercio, se suele incluir la conocida como cobertura por daños de agua. Eso sí, te conviene conocer sus excepciones, por si quieres que sean incluidas como coberturas adicionales.

Las tecnologías de detección de las fugas

Te recomendamos, asimismo, las siguientes tecnologías de detección de fugas: geófonos, correladores, prelocalizadores, cámaras termográficas y de videoinspección, gas trazador… aquí tienes más información sobre tecnologías de detección de fugas.

En definitiva, asegura tus recintos contra las fugas de agua y sus imprevistos se van a hacer menos costosos.

Seguro multirriesgo

Seguro multirriesgo

Un seguro multirriesgo es aquel que cubre diferentes riesgos. De esta manera, no es necesario analizar el contenido de cada seguro de forma individual, por lo que a la hora de asegurar comercios, viviendas o comunidades de vecinos, donde es necesario tener en cuenta diversos riesgos, su contratación será más sencilla.

Ventaja de un seguro multirriesgo

Así, la principal ventaja de un seguro multirriesgo es que todos los riesgos que se suscriban se asegurarán una sola vez, con una sola prima y una única provisión para posibles siniestros.

Qué cubre un seguro multirriesgo

Los seguros multirriesgos cubren un amplio abanico de incidencias, tales como:

  • averías de maquinaria,
  • los daños que causen los fenómenos meteorológicos adversos,
  • la responsabilidad civil,
  • la defensa jurídica o
  • los daños por inundaciones, entre otros.

Factores a tener en cuenta antes de contratar un
seguro multirriesgo

Siempre que se contrata un seguro multirriesgo deben tenerse en cuenta diversos factores, como:

  • verificar las coberturas objeto del contrato
  • comunicar al asegurador las modificaciones de la póliza vigente si afectan, por ejemplo, a cambios de dirección o de número de teléfono.

Diferentes formas de asegurar el seguro multirriesgo

Existen diferentes maneras de asegurar este tipo de seguro:

  • a valor total, implica que el asegurado declara un elemento por su valor
    completo. Así, si la maquinaria para desarrollar nuestra actividad cuesta 10.000 €, la cobertura será de igual valor.
  • de primer riesgo,  consiste en asegurar los bienes muebles o inmuebles hasta un límite de valor determinado. Siguiendo con el ejemplo anterior, la cobertura
    sería de 8.000 €, y
  • a valor parcial, implica que se aseguran los elementos en un pequeño
    porcentaje del valor real para abaratar el precio del seguro. Es el caso de
    asegurar, por ejemplo, solamente el 25 % del valor total.
    Si está interesado en un seguro multirriesgo, cuyo contenido te beneficiará, no dude en contactar con nosotros.

La suma asegurada en los seguros

La suma aseguradora

A la hora de emitir un seguro, las compañías tienen la posibilidad de utilizar diferentes tipos de valoraciones del «objeto asegurado»

Sistemas de valoración de bienes.

Valor en uso:

Se trata de valorar el bien asegurado utilizando un valor individual para el asegurado.

Valor de nuevo:

También suele conocerse como «valor a nuevo». Es la valoración que se encarga de garantizar un valor de reposición (en caso de siniestro) al tomador de la póliza.

Valor estimado:

Este sistema de valoración suele usarse como un mecanismo pactado en contrato.

Seguros a:

A valor total:

Es cuando en la póliza da cobertura al total del valor del bien asegurado.

A valor parcial:

En este caso, la aseguradora dará cobertura a una parte del valor que tiene el bien asegurado.

Sobreseguro.

El sobreseguro se da, cuando valoramos un bien por encima del valor que realmente éste tiene.

La ley no permite lucrarse con sobreseguro, por lo que en caso de siniestro, si existe sobreseguro, la compañía sólo indemnizará por el valor del bien.

Infraseguro y la regla proporcional.

Sucede cuando, al prescribir el seguro se valora a la baja el «interés asegurado» (y las primas) y luego, en caso de siniestro hay que aplicar la «regla proporcional» para que se aproveche el asegurado.

Seguros » a primer riesgo»

No toma en consideración el valor total del interés expuesto al riesgo.

Se sustituye el «elemento de referencia» por una «suma fina de referencia»

  • Aplicabilidad: cuando se quiere evitar la «regla proporcional» y cuando la destrucción total es poco frecuente.
  • Funcionamiento: se compensa en su totalidad hasta el límite máximo establecido.

La institución aseguradora

¿Por qué está compuesta la institución aseguradora?

La institución aseguradora está formada por sociedades aseguradoras, mediadores de seguros, técnicas actuariales, recursos materiales, así como por técnicas de gestión y administración financiera.

Según la legislación, la institución financiera está formada por sociedades anónimas, mutuas, sociedades cooperativas, mutualidades de previsión social y entidades de derecho público.

Conductas del hombre ante el riesgo.

¿Qué tipos de comportamiento puede adoptar el ser humano cuando se enfrenta a un riesgo?

  • Indiferencia: no realiza ninguna acción.
  • Prevención: realiza acciones para que no suceda el riesgo.
  • Ahorro: acumula recursos económicos para hacer frente al posible menos cabo económico.
  • Autoseguro: asume el riesgo sin transferirlo.
  • Seguro: transfiere el riesgo a una aseguradora a través de una póliza de seguro

Precios de Seguros de Comunidad. Cómo han evolucionado

precios seguros comunidad

Los precios de los seguros de comunidad, en estos últimos años se han convertido en el factor fundamental a la hora de decidir qué póliza de seguro contratará la comunidad de propietarios.

Normalmente las comunidades contrataban un seguro de comunidad y, si la atención de los siniestros era la correcta y la compañía no anulaba la póliza por siniestralidad, la comunidad mantenía durante bastantes años el seguro con la misma aseguradora.

Sin embargo, en los últimos años las comunidades de propietarios (al igual que hacen con el resto de servicios) revisan y estudian muy a menudo el precio de su seguro de comunidad y lo comparan con otras compañías del mercado.

Otro factor relativo a los precios de los seguros de comunidad que ha cambiado claramente en los últimos años es el altísimo índice de pólizas que fraccionan el pago de la prima. Ha aumentado drásticamente la proporción de comunidades que pagan en 2 recibos al año (pago semestral) y que lo pagan en 4 recibos al año (pago trimestral).

Todas las compañías aplican un recargo de fraccionamiento a los pagos semestrales (1,5 %, 2 %, 3 %, …) y trimestral (3 %, 4 %,…). Hay algunas compañías que en lugar de pago trimestral ofrecen pago cuatrimestral (pero no es lo habitual).

Es importante aclarar que, aunque se pueda pagar fraccionando la prima, esto no quiere decir que el contrato se pueda extinguir en cada pago de un recibo, ya que el contrato de cualquier seguro de comunidad es anual.

Por supuesto, recomendamos que se comparen los precios de las ofertas de seguros de comunidades siempre teniendo en cuenta las coberturas y los capitales contratados.